No habrá Curva Sud en Milanello

El Milan vuelve donde lo dejó. No sólo como plantilla, sino también como estado de ánimo de la afición organizada. Será, de hecho, una concentración “silenciosa” la que espere a los rossoneri el lunes 8 de julio de cara a la próxima temporada. El equipo se reunirá en el centro deportivo para el inicio de la preparación sin el clásico recibimiento de la Curva Sud, que ha anunciado que no estará a las puertas. Las razones, según explicaron los ultras, hay que buscarlas en la ausencia de los grandes jugadores (comprometidos con la Eurocopa) y en la ausencia de nuevos fichajes.

Después de las protestas de la parte más caliente de la afición rossonera en el tramo final de la temporada pasada, la ausencia en la concentración en Milanello parece adoptar por tanto los rasgos de una protesta encubierta.

Con la ya tradicional concentración del lunes en Milanello, arranca oficialmente la nueva temporada del Milan, pero a diferencia de lo que viene sucediendo desde hace varios años, los aficionados organizados no estarán presentes”, escribieron la Curva Sud Milan y la Asociación Italiana de Clubes de Milán en un comunicado, difundido a través de las redes sociales. La renovación masiva de abonos por parte de los rossoneri, a pesar de las importantes subidas de precio, subraya una vez más el amor incondicional por estos colores, así como la confianza depositada en el trabajo del club, que se ha expuesto recientemente con declaraciones sobre las ambiciones presentes y futuras del Milan.

Sin embargo, la concentración siempre ha sido un día de fiesta en el que despedir al equipo, al entrenador y a los nuevos fichajes. Este año, sin embargo, también debido a la Eurocopa, que afecta a nuestros jugadores más representativos y que sin duda ralentizará algunas negociaciones de mercado, será una reunión con la plantilla reducida al mínimo y sin nuevos fichajes a los que dar la bienvenida. Sin duda, damos la bienvenida al señor Fonseca, esperando que el campo lo consagre como un entrenador digno de la historia de este club.

Tendremos tiempo y oportunidad de saludar al equipo como de costumbre, antes del inicio del campeonato. Mientras tanto, esperamos confiados… ¡Con el Milan en el corazón, siempre!”.

Los ultras rossoneri adoptaron así una postura de “esperar y ver” con respecto al club tras la protesta que puso fin a la temporada pasada. Con ocasión del partido contra el Génova del 5 de mayo, la Curva Sud (situación que se repitió en el siguiente partido contra el Cagliari y en los primeros 45 minutos del último partido del campeonato contra el Salernitana) había permanecido en silencio y había desplegado una serie de pancartas en las que se invitaba al club a hacer más. Estrategia de comunicación”, se leía, “presencia institucional, compras selectivas.

Y luego cohesión, ambición, capacidad. Un proyecto ganador parte de la sociedad, el Milan no se conforma”. Otro mensaje había acompañado a la protesta: ‘El ruido del silencio’. Y a partir de aquí, incluso el lunes en Milanello, volverán a empezar…


¿Y si hicieran un intento por Osimhen?

No es el caso de lanzar una alarma, pero ciertamente la cuestión del delantero centro se está convirtiendo -en Milán- en central e incluso urgente. Central porque es cierto -absolutamente innegable- que la revolución (en muchos sentidos feliz) tuvo lugar el año pasado. Pero precisamente por eso, ahora es necesario dar un vuelco a la estrategia: hacer quizá un solo movimiento, pero de nivel absoluto

Y con urgencia, porque el festival de nombres que está acompañando al verano post-Pioli necesita dar rápidamente con una propuesta afilada: dar a Fonseca un rodaje importante y enviar un mensaje preciso a la competencia. El Inter, se sabe, hace tiempo que ha resuelto su horizonte, bloqueando a Taremi y Zielinski. La Juve ha seguido a lo suyo, enriqueciendo su mediocampo con Douglas Luis y Thuram. El Milan, como se ha dicho, tiene una prioridad absoluta y objetiva: ser abordado de una sola manera. Pensar en grande.

En las últimas horas, entre otros, ha salido el nombre de Morata. Un delantero de nivel, pero con algunos inconvenientes evidentes. No sólo por su edad, que ya no es muy joven teniendo en cuenta que tiene 32 años, sino porque sus características no son precisamente las de un goleador. En sus cuatro años en la Juve, experiencia italiana que vivió en dos periodos diferentes de su carrera, marcó 35 goles en 130 partidos. Un botín más que aceptable para un excelente refuerzo, que lo es, y mucho menos para la terminal de un equipo que quiere dar el salto definitivo.

Y ponerse a la altura de sus rivales históricos. Si el Inter tiene a Lautaro, la Juve tiene a Vlahovic, con todos mis respetos Morata no puede ser la punta de lanza. Morata es -sería-, una bonita, apreciable, alternativa. Un elemento valioso para las rotaciones. No es el jugador a pedir de boca, en un equipo que abunda en calidad desde Leao a Pulisic pero que necesita materializar todas esas rachas, para ser la terminal del juego. El nombre de Morata no cuadra además porque desde España afirmaron que seguirá otros tres años más en el Atlético de Madrid.

A esa edad, se puede apostar por Lukaku, que además es un año más joven y representa al delantero profesional, con sus más y sus menos -por supuesto- pero con referencias indiscutibles como goleador. Pero si Lukaku -por la legítima opción del club de querer capitalizarse o por los excesivos costes para un mayor de 30 años- no se considera el perfil ideal, entonces es imprescindible imaginar y vislumbrar un futuro diferente. O simplemente un futuro. Con un delantero centro que por fin pueda representar la inversión a largo plazo.

Después de la extraordinaria intuición que llevó a Ibra años atrás, después de haber dado a Giroud una segunda juventud, el Milan necesita ahora dar un giro. Y colocar a un tiro, mejor aún si es joven, con el que reiniciar el asalto al Scudetto, al que con razón aspiran los suyos. ¿Nombres? El mercado ofrece soluciones: si se piensa, por ejemplo, que incluso Osimhen aún no ha encontrado su futuro puesto. Pero incluso reduciendo a la mitad el salario y el coste de la ficha, no faltan soluciones. Como Jonathan David, de 24 años, el preferido de Paulo Fonseca, que marcaba un gol cada dos partidos en el Lille. O Giménez, 23 años, del Feyenoord, que promedió aún más: 49 goles en 86 partidos. Gente que conoce su oficio. Gente, a todos los efectos, del Milan.

PARA LA DEFENSA EL GIGANTE PAVLOVIC

Italia en el destino: hace unos años, Strahinja Pavlovic era prácticamente jugador del Lazio. El acuerdo se frustró porque el defensa serbio no pasó los exámenes médicos. Esta vez, sin embargo, podría ser el momento adecuado. El propio jugador se lo confesó a sus compañeros de selección durante la Eurocopa: “En verano quiero irme a la Serie A”. Sí, pero ¿dónde? Hay dos opciones. La primera, el Nápoles, se conoce desde hace tiempo, con Antonio Conte queriendo cambiar toda la defensa azzurra. Mientras que la noticia es que incluso el Milan lo tiene en el punto de mira, también por las buenas relaciones con el Salzburgo (su actual club), vástago de la operación Okafor de hace un año.

Físicamente fuerte (88 kilos repartidos en 194 centímetros de altura), zurdo, joven (nació en 2001), pero ya con bastante experiencia internacional (titular con Serbia y 12 partidos de Champions en las dos últimas temporadas), Pavlovic intriga a los rossoneri tanto por lo que puede dar en el presente como por su potencial futuro. Llegó a Austria en 2022, tras una decepcionante experiencia en el Mónaco y préstamos más que positivos en el Círculo de Brujas y el Basilea: ahora se siente preparado para dar el gran salto.

Milos Vazura, plenipotenciario del Partizán de Belgrado, el club en el que creció, habló de él en términos entusiastas a la Gazzetta: “Fue una de las joyas de la corona de nuestra academia y será un futuro jugador top, capaz de jugar incluso en un grande de la Premier League”.

En este caso, para el Milan (pero también para el Nápoles) invertir hoy 20-25 millones de euros podría significar cobrar mucho más en el futuro, si cumple las expectativas de su mentor. Pavlovic es una idea. Que el Milan intente pasar de la teoría a la práctica dependerá también de otros movimientos defensivos.


Presentación de Milan Futuro

ZLATAN IBRAHIMOVIC

“Buenos días a todos, bienvenidos. Hemos hecho oficialmente el anuncio para el Milan Futuro. Queremos que los talentos tengan la oportunidad de llegar al Primer Equipo. Con el sistema de antes, Primavera y Primer Equipo, había demasiada distancia. Un joven entra en la Primavera con 16-17 años, no estás físicamente preparado para el Primer Equipo”

“Con el Milan Futuro tendrán más tiempo para crecer. La Serie C es otro nivel, les preparamos para jugar contra adultos. Cuando entrenas con el primer equipo hay una gran diferencia con respecto a la Primavera. El Milan del futuro jugará contra adultos, será muy difícil. Hay que encontrar un equilibrio, también es algo nuevo para nosotros. Estamos preparados y organizados, todo está bajo control. Queremos demostrar que creemos en nuestros talentos, queremos darles la oportunidad de llegar al primer equipo”

“Para el Milan, el jugador joven es importante. Futuro y primer equipo para nosotros es un solo equipo. Todo lo que haga el entrenador Fonseca en el primer equipo lo hará también el Milan Futuro. Como copiar y pegar. El Milan Futuro también se centrará en el entrenamiento individual, queremos mejorar y convertir a los jóvenes en hombres. Cuando representas al Milan tienes una gran responsabilidad. También necesitas disciplina”.

“Hay una distancia entre el Primavera y el primer equipo: trasladamos al Primavera al Vismara para entrenar. Cuando estás en el Primavera no tienes que estar cerca del primer equipo, tienes que tener ganas y motivación para alcanzar ese sueño. En medio está el escalón del Milan Futuro, donde estarán nuestros mayores talentos. Ponemos perfiles que serán perfiles del Milan, no sólo cuenta el talento.”

“Fonseca no tiene miedo de dar oportunidades al talento y a los jóvenes. No ponemos toda la responsabilidad en estos jóvenes, por supuesto, también habrá alguien con más experiencia: tenemos que encontrar el equilibrio. Será importante no recibir demasiados golpes, también hay que ganar partidos. Traemos jugadores con experiencia en la Serie C para tener equilibrio. Tenemos que encontrar el camino correcto”.

“Kirovski será el responsable del futuro del Milan. Ha jugado en varios equipos profesionales, viene de Estados Unidos. Ha trabajado con LA Galaxy, es un perfil alto para nosotros. El entrenador será Daniele Bonera. Tiene una gran experiencia como futbolista, jugó muchos años en el Milan. Se sacó el carné de entrenador, estuvo en la plantilla de Pioli y tuvo una gran relación con los jóvenes. Tiene experiencia en el primer equipo, es la elección adecuada para nosotros, porque es importante tener relación con el primer equipo”

“No tiene ego, debe ser abierto: cuando Fonseca necesite algo, debe estar disponible y abierto a una situación dinámica. El primer equipo y el futuro serán un solo equipo para nosotros. Estamos contentos y confiados. Elegir un entrenador en esta situación no es fácil: los entrenadores de la Academia piensan demasiado en los resultados. Tal vez elijan a jugadores más preparados en lugar de jugadores que tienen más potencial: para ellos es importante salir adelante. Para nosotros, en cambio, es importante tener entrenadores que piensen en el crecimiento de los jugadores: el mérito de un entrenador es cuando los jóvenes llegan al primer equipo. Bienvenido Daniele Bonera”.

El nombre Milan Futuro

“Había otras opciones, pero elegimos Milan Futuro porque es importante enviar un mensaje global. Quien se una al Milan Futuro será el futuro del Milan. Hay credibilidad, es el nombre adecuado. Me gusta, también funciona en inglés ‘future’.

¿Es también una responsabilidad hacia el fútbol italiano?

“Esto sólo es positivo para el fútbol italiano. Tenemos que mejorar el talento italiano con una mezcla internacional. Si no se mejora el talento cuando llegan al primer equipo. La selección italiana no ha brillado en esta Eurocopa. Individualmente había diferencia con las otras selecciones, luego con el grupo se pueden hacer milagros”

“Este proyecto consiste en mejorar el talento, es muy importante para el fútbol italiano. Se empieza por lo básico, todos los clubes de Italia tienen la gran responsabilidad de mejorar el talento: cómo se trabaja, qué estrategia se tiene y adónde se quiere llegar. Los entrenadores de las academias piensan en ganar, el club piensa en el talento: el club tiene que dictar la línea”.

¿Necesitará Camarda también tiempo en la serie C?

“Todo el mundo piensa que será fácil, pero no lo será. Al principio le costará. Estamos aquí para protegerle, la responsabilidad es nuestra. Tenemos que darle tiempo para que crezca paso a paso. Tenemos que prepararle para que llegue al primer equipo. Creemos mucho en él, es uno de esos talentos con gran potencial. No será fácil, le seguiremos paso a paso. La idea con todos es tener siempre minutos en el campo, los jugadores deben tener siempre minutos de juego”.

“Si no juegan en Futuro, juegan en Primavera, si no juegan en Primavera, juegan en Sub-18. Se crece más jugando en los partidos, no sólo en los entrenamientos. Si no juegas nunca no creces, para nosotros es importante que todos tengan minutos. El Milan Futuro tendrá 22-23 jugadores, como el primer equipo. Todos deben tener espacio para jugar, no hay que perder el tiempo”.

¿Presionó para centrarse en los jugadores jóvenes?

“Cuando llegué a este cargo en el Milan presioné mucho por el talento. No es posible que el Milan no tenga una academia de primer nivel. Son cosas que no se pueden comprar, hay que invertir y esperar a que lleguen. Eso no significa que el primer equipo vaya a estar lleno de jóvenes talentos, pero si podemos traer a algunos es positivo. Es algo que hacemos no sólo por nosotros, sino por todo el fútbol italiano. No digo que cada año lleguen cinco talentos al primer equipo. Si ocurre, estaré contento, habremos hecho un gran trabajo”.

“Es importante tener jugadores listos para cuando se les necesite. Estamos muy cargados y creo mucho en ello. Pero siempre con equilibrio, no quiero que el mensaje externo sea que sólo aspiramos a jóvenes talentos. Hoy estamos aquí por el Milan Futuro, el lunes hablaremos del primer equipo. Luego también depende de los jugadores. Les damos plataforma y disciplina, tenemos la responsabilidad de hacer que se conviertan en hombres fuera del campo”

“Cuando te pones la camiseta del Milan no puedes hacer lo que quieras, es nuestra responsabilidad. También cuenta la persona, no sólo el jugador. Los que tenían dudas sobre la ambición del club ahora ven que están pasando cosas dentro del club, estamos trabajando. Cuando tengamos algo que decir estaremos aquí para hablar, no para parlotear ni hacer propaganda como las revistas de cotilleo”.

¿Le ha aportado Cardinale algo en particular a este proyecto?

“Hablo con Cardinale todos los días. Milan se lo toma muy a pecho. Escucha mucho. Está muy abierto a las ideas que aportamos. Quiere resultados, es evidente. Quiere que el club crezca y que consigamos resultados. Milan Futuro es una de esas ideas para aportar algo nuevo al club. No será fácil, pero todo está bajo control. Estamos todos con Bonera, todos juntos para que el barco siga avanzando. Nunca depende de una persona, depende de todo el club. Cardinale es positivo, muy positivo sobre nuestra forma de trabajar. Pero al final sólo cuentan los resultados: aquí los resultados deben ser llevar el mayor talento posible al primer equipo”.

¿Cuál será la columna vertebral del futuro Milan?

“Simic, Zeroli, Jiménez forman parte del futuro Milan. Cuando tocas el primer equipo es importante quedarte ahí, no volver. Por eso el Milan Futuro será importante, aquí crecerás para ir al primer equipo. Porque cuando llegas allí no tienes que volver, tienes que quedarte allí. Jiménez está más hacia el primer equipo, los otros más hacia el Milan Futuro”.

“Tienen que hacer este proceso para crecer más, pueden tener más tiempo para crecer y quedarse en el Milan. Después de la Primavera, si antes no había sitio, se van a otro sitio y parece que nos equivocamos. Pero cuando vas al primer equipo tienes que dar resultados, porque si no lo haces tú lo hará otro. Por eso el Milan Futuro es importante para nosotros”.

“En la Primavera ahora han subido el techo a 20 años. En el Milan Futuro tendrán aún más tiempo, pero para talentos en los que creemos. El perfil también es importante. Cuando hablo de perfil basta con mirar la historia del Milan, quién ha hecho historia. Buscamos esos perfiles. Luego, si tienen el mismo nivel, estaremos contentos”.

La concentración del lunes

“Ahora empieza la concentración del lunes, pero nos faltarán muchos jugadores por la Eurocopa o para los que vayan a los Juegos Olímpicos, habrá un poco de mezcla. Después de América tendremos filas más definidas. Pero todo está bajo control y organizado”.

¿Cuáles son sus objetivos deportivos?

“Dar tiempo al talento para que crezca, prepararlo para el primer equipo en esta competición de adultos. En la Serie C hay un juego muy diferente, el niño todavía tiene cuerpo de niño. Cuando entras en un duelo con un adulto no puedes hacerlo. Si tienes un duelo entre Camarda y Brahim Díaz, cuando Díaz estaba allí, Brahim lo gana porque es un adulto”.

“Para todos los demás equipos contra nosotros será una final, para nosotros es un camino para crecer. Me imagino los primeros seis meses con mucho trabajo, mientras que en los próximos seis meses veo crecer el talento. Con todo respeto, los nuestros son jugadores que crecerán, los que están en la Serie C siguen una línea”.

¿Se llevará también al delantero titular con vistas al futuro del Milan?

“Camarda ya ha entrenado con nosotros. El Milan del futuro estará muy cerca del primer equipo, siempre tocará el primer equipo. Por eso dicen que serán un solo equipo, pero que seguirán divididos. No obstante, siempre estarán cerca. Si Camarda está listo para el primer equipo, según Fonseca, entonces jugará allí. Ahora faltará un número 9 en el primer equipo y, cuando llegue, Camarda competirá con él. Siempre se trata de competir, los que están en el futuro Milan deben tener la mentalidad de competir con los que juegan en el primer equipo. Luego está la realidad, pero la mentalidad tiene que ser ésta”.

¿Por qué la elección de Kirovski? ¿Es tu elección? ¿Cuál será su papel?

“Será responsable del crecimiento de la academia. Comercializará y tendrá responsabilidades de Futuro para abajo. Necesitábamos a alguien que tuviera la misma ambición y visión que nosotros, que hablara el mismo idioma que nosotros y que tuviera las mismas ideas que nosotros. No digo que no estuviera antes. Nosotros trabajamos arriba y Kirovski trabaja abajo”.

“La visión y lo que queremos de los jugadores es importante. Le conozco personalmente, he visto en Estados Unidos cómo trabaja. Si no lo creyera no estaría hoy aquí. Queremos tener perfiles de alto nivel en todas las áreas del club, deportivas y de otro tipo. Queremos ser los mejores en todas ellas. Queremos hacerlo lo mejor posible”.

¿Cómo enfoca la Youth League?

“Los que no jueguen en la Futuro jugarán en la Primavera. La Youth League es una gran cosa, pero si me preguntas si es mejor tener el trofeo de la Youth League o llevar a cinco jugadores al primer equipo, elijo lo segundo. La Youth League entonces es como una pequeña Liga de Campeones, es una gran experiencia. La afrontaremos en su mayor parte con jugadores jóvenes de la Primavera”.

¿El número 9 del Milan pedirá mucho de Camarda?

“Si Camarda hubiera estado listo habría sido nuestro número 9 hoy. Creemos mucho en él, pero tenemos que protegerle. Pero tiene que hacer todo lo posible para llegar al primer equipo. Tiene que hacer todo lo posible para crecer y concentrarse. Tenemos una gran responsabilidad. Hablaremos del número 9 del primer equipo a partir del lunes. La idea es allanar el camino a Camarda a partir de hoy para subirlo al primer equipo, hacerle crecer en el juego y en la lectura de la situación. Sabe moverse bien en el campo, es inteligente”.

“Luego, por supuesto, está el aspecto físico, otro ritmo. Los defensas de la Serie C son mucho más villanos que los de la Primavera. No le tienen ningún respeto, harán todo lo posible para dejar claro que no tiene nada que ver con la Serie C. Entonces, si le tocan, entro en el campo para defenderle (risas, ed). Bromas aparte, es importante hacer las cosas a la velocidad adecuada, paso a paso”.

“No un paso adelante y tres atrás. No hay que darle toda la responsabilidad, pero creemos mucho en él. Desde el 1 de julio es un profesional a tiempo completo. Firmó el contrato, tiene que continuar la escuela en línea. Ahora todo va rápido, es importante mantener los dos pies en el suelo y hacer de él un hombre, todavía es un niño”.

¿Podría Jiménez estar listo para interpretar al diputado Theo Hernández?

“El suplente de Theo será Jiménez. Si no juega en el primer equipo jugará en el Milan Futuro, esa es la ventaja. Hace un año no habría tenido minutos en el campo, ahora puede jugar y tener minutos y esto es muy importante. No me parece fácil tomar el mando, pero al mismo tiempo tenemos que darte la oportunidad de crecer. Sin Milan Futuro no creces en los entrenamientos. Para jugar hay que ser mejor que Theo y eso es muy difícil. Con el Milan Futuro puede tener minutos, no es la Serie A pero crecerá. Así que sí, será el suplente de Theo”.

La necesidad de tener experiencia en Milan Futuro

“Si hablamos de Futuro y Serie C no será fácil para los chicos, necesitamos traer jugadores experimentados para que sirvan de base. Si en cada partido nuestros chicos reciben golpes y pierden todos los partidos mentalmente no es bueno, también hay que ganar. Así que los jugadores más experimentados tendrán que encontrar el equilibrio, entender que con 25-27 años, si aún no estás en el primer equipo, Messias fue un milagro. Puede ocurrir, pero tendrán que actuar como líder y ejemplo de talento, sin ego. Es importante tener este equilibrio”.

Se dice que Yamal nunca habría jugado en Italia

“Habría jugado si hubiera tenido un club que le diera espacio. Recuerdo cuando Sinisa trajo a Donnarumma. Lo que también es importante es la indicación del club, lo creas o no. En Italia quieren jugadores preparados, si no traes resultados el entrenador cambia. En el Barcelona tienen una tradición diferente, pero también juegan en un sistema, desde la cantera hasta el primer equipo. Siempre juegan igual, no hay diferencias, solo el nombre detrás de la camiseta”.

“Cuando traes un entrenador, traes su forma de trabajar y su filosofía. Ahora pongamos las bases y la metodología, cómo queremos que trabajen, cómo. tipo de crecimiento que deben tener hasta el primer equipo: ahí estará el entrenador con su metodología. Me dices que tengo que meter a Camarda inmediatamente, entonces es difícil esperar ganar inmediatamente: debe haber 10 fenómenos alrededor. Camarda que le protege, pero si el equipo no es tan fuerte tendrá más responsabilidades y no estaría protegido como en España. Esto hace que sea más fácil impulsar el talento. Pero espero que lleguen talentos que tengan la oportunidad de jugar. El talento es siempre el futuro, por eso elegimos el nombre Milan Futuro”.

DANIELE BONERA

Pensando en los primeros días en Milanello, ¿qué emociones tienes?

“Hay una gran satisfacción y un gran orgullo. Hay muchas similitudes con mi camino como futbolista o como colaborador. Quizás tengo algunas canas… Ahora empezamos a trabajar de verdad y tengo un gran sentido de responsabilidad que voy a hacer”. “Traer a trabajar con los chicos, para su crecimiento y aportar lo máximo posible al primer equipo”.

¿Qué tipo de equipo se creará como instalación? ¿Jugadores experimentados?

“Hemos identificado algunos perfiles. Estamos haciendo valoraciones, sobre todo desde el punto de vista de la profundidad humana: necesitamos jugadores que nos ayuden técnicamente pero que también hagan entender a los más jóvenes lo que significa el campeonato de la Serie C. Habrá dificultades, pero están bien acompañados en este viaje”

¿Intentarás utilizar el mismo sistema de juego que Fonseca?

“Cuando me presentaron este proyecto, tuve el placer de compartir con Zlatan el crecimiento de perfiles: hay jugadores talentosos que necesitan construirse. Deben crecer mentalmente y como hombres. Será una sinergia total también desde el punto de vista táctico. En nuestro punto de vista con Fonseca, habrá un intercambio diario de jugadores con el primer equipo”.

¿Has hablado con Cardinale?

“Tengo línea directa con Zlatan, con Jovan y con toda la gente que trabaja en Milan Futuro. Mis referentes en estos momentos son ellos”

¿Hablaste con Fonseca, qué tipo de persona encontró?

“A través de Zlatan preferimos hablar cara a cara el lunes: entonces tenemos dos semanas antes de la gira por América. Tendremos mucho tiempo para pasar juntos”

¿Vais a realizar la misma preparación o incluso métodos de entrenamiento que el primer equipo?

“Prefiero hablar de ello el lunes. También habrá una sinergia desde el punto de vista de la preparación, pero es normal que tenga que poner mi propio esfuerzo en ello. He aprendido algo e intentaré ponerlo en práctica”. en la práctica: sin embargo, la línea táctica y de preparación será compartida”

Camarda es el emblema del Milán entre el presente y el futuro: ¿querremos poner a estos muchachos en contacto con jugadores expertos? ¿Y qué sentido de responsabilidad hay al entrenar a un jugador del que tanto se habla?

“Esta responsabilidad hacia Francesco es compartida con todos, desde los dueños hacia abajo. Obviamente su nombre suena pero tengo que ayudarlo a crecer, así como a muchos chicos que ya han tocado el primer equipo. Estoy tranquilo, porque el aporte corporativo es ayudar a los chicos a crecer. No tendremos ningún problema en apoyar a Camarda en todos los aspectos para su crecimiento como futbolista: tiene un largo camino por recorrer y lo apoyaremos. Jovan tiene un camino extraordinario y él, como sus compañeros, lo hará. tener toda la atención del club”

¿Qué opinas del Grupo B y del rival del Milan?

“Vi el sorteo del grupo. En el último mes y medio fui personalmente a ver partidos de la Serie C: vi muchos equipos. Me sorprendió la intensidad, el impacto físico: traté de imaginar a los chicos compitiendo. En el grupo hay lugares con un pasado histórico, no será fácil y tendremos que ser buenos acortando los tiempos de aprendizaje y entendiendo dónde estamos”

¿Sobre el choque con Ignazio Abate? ¿Has oído?

“No he sabido nada de él en el último período, pero siempre nos hemos visto aquí en Milanello. Siempre ha habido sinergia. El destino quiso que nos encontráramos inmediatamente y será un placer para nosotros hablar pronto y luego nos vemos”

¿Oportunidad de introducir más jugadores italianos en el primer equipo?

“Sí, es un debate sobre el que hay que pensar mucho. Creo que es una oportunidad para formar jugadores italianos que luego puedan juntarse. Pero siempre identifican el talento y el perfil de un jugador que cumple con las exigencias”. del primer equipo, independientemente de la nacionalidad”

¿Cuál es tu impresión del Atalanta U23? ¿Perspectiva de enfrentarse a entrenadores expertos como Baldini (Lecco), Stellone, Carrera…?

“Hice el curso Uefa Pro con Baldini y estaré feliz de volver a verlo. Para mí es una gran oportunidad y es un camino en el que soy protagonista después de un aprendizaje de cinco años. He escrito mis ideas “Y mis proyectos. Gran responsabilidad. Viendo los partidos en vivo te das cuenta de que la diferencia entre la Serie C y la Primavera es muy impactante desde el punto de vista físico. Necesitaremos a algunos muchachos con más experiencia para que nos echen una mano”.


Calendario Serie A 2024/25

Comenzó con un comentario de Lorenzo Casini, Presidente de la Lega Serie A: “Los valores que han caracterizado la historia de Eni, la cooperación cosmopolita internacional pero también la cooperación en contextos provinciales modernizados, son aspectos en los que la Serie A está confiando mucho, junto con la sostenibilidad medioambiental. Estamos contentos de estar aquí, es una perspectiva de crecimiento para el mundo de la Serie A. Tomando prestado de la Premier League, gracias a las ventanas, hemos modificado mucho la programación, un tema de debate sobre todo para los que están fuera”.

Bobo Vieri comenta el Milan de Fonseca: “Gran técnico, hace jugar bien a los equipos. Todos los aficionados del Milan están esperando el gran golpe, el delantero centro. Estamos a la espera de lo que suceda. Fonsceca hace jugar bien a sus equipos’.

Bobo Vieri habla de jugar en San Siro: “Jugar en San Siro es el sueño de todos los jugadores, es el estadio más bonito de Italia y uno de los mejores del mundo. Cuando juegas delante de 80.000 personas no hay emoción más bonita”.

Jornada 1 – Milan – Torino – 18 de agosto de 2024

Jornada 2 – Parma – Milan – 25 de agosto de 2024

Jornada 3 – Lazio – Milan – 1 de septiembre de 2024

Jornada 4 – Milan-Venecia – 15 de septiembre de 2024

Jornada 5 – Inter – Milan – 22 de septiembre de 2024

Jornada 6 – Milan – Lecce – 29 de septiembre de 2024

Jornada 7 – Fiorentina – Milan – 7 de octubre de 2024

Jornada 8 – Milan – Udinese – 20 de octubre de 2024

Jornada 9 – Bologna – Milan – 27 de octubre de 2024

Jornada 10 – Milan – Nápoles – 30 de octubre de 2024

Jornada 11 – Monza – Milan – 3 de noviembre de 2024

Jornada 12 – Cagliari – Milan – 10 de noviembre de 2024

Jornada 13 – Milan – Juventus – 24 de noviembre de 2024

Jornada 14 – Milan – Empoli – 1 de diciembre de 2024

Jornada 15 – Atalanta – Milan – 8 diciembre 2024

Jornada 16 – Milan – Genoa – 15 de diciembre de 2024

Jornada 17 – Hellas Verona – Milan – 22 de diciembre de 2024

Semana 18 – Milan – Roma – 29 de diciembre de 2024

Jornada 19 – Como – Milan – 5 de enero de 2025

SEGUNDA VUELTA

Jornada 20 – Milan – Cagliari – 12 de enero de 2025

Jornada 21 – Juventus – Milan – 19 de enero de 2025

Semana 22 – Milan – Parma – 26 de enero de 2025

Jornada 23 – Milan – Inter – 2 de febrero de 2025

Jornada 24 – Empoli – Milan – 9 de febrero de 2025

Jornada 25 – Milan – Hellas Verona – 16 de febrero de 2025

Jornada 26 – Torino – Milan – 23 de febrero de 2025

Jornada 27 – Milan – Lazio – 2 de marzo de 2025

Jornada 28 – Lecce – Milan – 9 de marzo de 2025

Jornada 29 – Milan – Como – 16 de marzo de 2025

Jornada 30 – Nápoles – Milan – 30 de marzo de 2025

Jornada 31 – Milan – Fiorentina – 6 de abril de 2025

Jornada 32 – Udinese – Milan – 13 de abril de 2025

Jornada 33 – Milan – Atalanta – 20 de abril de 2025

Jornada 34 – Venezia – Milan – 27 de abril de 2025

Jornada 35 – Genoa – Milan – 4 de mayo de 2025

Jornada 36 – Milan-Bolonia – 11 de mayo de 2025

Jornada 37 – Roma – Milan – 18 de mayo de 2025

Jornada 38 – Milan-Monza – 25 de mayo de 2025

RONDAS ENTRE SEMANA: La 10ª jornada será la única entre semana del Campeonato 24/25.

SIN VACACIONES DE INVIERNO: El Campeonato 24/25 del 17 de agosto de 2024 al 25 de mayo de 2025 sólo se interrumpirá durante las cuatro ventanas FIFA (8 de septiembre, 13 de octubre, 17 de noviembre y 23 de marzo) y durante el periodo navideño se jugará los fines de semana del 22 de diciembre, 29 de diciembre y 5 de enero.


¿A quién sacrificará el Milan?

El lunes 8 de julio no será un texto. No dará necesariamente indicaciones precisas sobre todo, no servirá para dividir la plantilla rossonera en las clásicas casillas de “seguro”, “en duda” y “salida”. El lunes 8 de julio es el día en que el Milan se reúne, y está claro que la mayor noticia del verano de 2024 es la nueva dirección técnica. Paulo Fonseca, aunque oficialmente está de vacaciones, ya lleva un tiempo ocupándose oficiosamente del puesto.

Como cada mes de julio, Milanello será un puerto de mar en los primeros días de trabajo, con jugadores de la plantilla, futbolistas que regresan de su cesión, jugadores del equipo Primavera y -otra novedad este año- el Milan Futuro trabajando a pocos pasos. También porque en la idea del club, primer y segundo equipo formarán un único grupo de trabajo. No físicamente sobre el terreno de juego, pero sí desde el punto de vista conceptual de la planificación y el diseño. Así que, en medio de todo este tráfico veraniego, ¿quién podría decir adiós? En otras palabras: ¿quién podría ser prescindible en el mercado, aparte de los que regresan de préstamos destinados a marcharse de nuevo?

Empecemos por decir que, a ojos de la dirección rossonera, no hay nadie con la clásica etiqueta de incedible. Como demuestra Tonali, en caso de una oferta justa, cualquiera puede marcharse, incluso la mammasantissima. Luego hay jugadores de los que el Diavolo podría desprenderse, digamos, sin rasgarse las vestiduras. Y siempre ante una oferta adecuada, claro. Neto de posibles operaciones de préstamo.

En defensa, hay dos-tres nombres. Uno es Florenzi. En este caso, el quid de la cuestión no gira en torno a la oferta -hablamos de un jugador de 33 años al que sólo le queda un año de contrato-, sino al entrenador. De hecho, la experiencia con Fonseca en la Roma no fue positiva para Alessandro, tanto que en enero de 2020 dejó la capital tras ocho años para emigrar a Valencia. Pero ojo: con su marcha, el equipo perdería otro senador experimentado tras Kjaer y Giroud, además de un jugador reserva capaz de jugar en ambas bandas.

Permaneciendo en la defensa, no hay certeza sobre el destino de Thiaw. Una incógnita generada por una última temporada en la que el alemán, muy mermado por las lesiones, no maduró como se esperaba. Un precio interesante para el Milan podría rondar los 40 millones. Discurso fotocopiado para Kalulu, que también ha retrocedido (y también está aquejado de problemas físicos). En el centro del campo, Bennacer parece cada vez más tentado por una aventura árabe, aunque en su caso haya ahora mismo una cláusula de 50 millones.

Ésta, sin embargo, no cubre toda la ventana de mercado: sólo es válida en el extranjero y aplicable durante las dos primeras semanas de julio. El Milan busca un perfil llegador con más actitudes defensivas e Isma podría dejarse marchar. Adli también está en la cuerda floja, oscilando perennemente entre actuaciones convincentes y otras decididamente malas. Lógico pensar, sin embargo, que entre él y Bennacer sólo uno podría decir adiós. Permaneciendo en el centro del campo, Pobega tampoco tiene un futuro seguro en Milanello. Tommaso tiene cierto mercado y si Fonseca confirma el 4-2-3-1 corre el riesgo de encontrar poco espacio.


El Milan rescata a Alex Jimenez

Doble verificación en el acuerdo de rescate: Alex Jiménez es ahora todo rossoneri. Y lo será al menos durante otros doce meses. El Diablo ha ejercido la opción con el Real y ahora posee toda la ficha del lateral español, sorpresa positiva de la pasada Primavera y que ya llegó al debut con el primer equipo. Una apuesta ganada por el Milan, que ya piensa en su… futuro.

En los alrededores de Milanello no hubo sorpresa. En Via Aldo Rossi apostaron por el centrocampista el año pasado, en verano. Jiménez había llegado procedente del Real Madrid, en una compleja operación que aún mantiene a los blancos en un segundo plano: una cesión con derecho de rescate (ejercido, unos 5 millones) y con la posibilidad de que el Madrid ejerciera un contrarrecto en 2025 o 2026. Álex está ahora atado a los rossoneri hasta 2028, con posibilidad de una nueva prórroga hasta 2029. Pero lo más importante es que, al menos durante un año, será jugador del Milan por derecho propio. A la espera de la decisión final del Real.

Trayectoria en resumen. En España, Jiménez había repartido su tiempo entre el Juvenil A de Arbeloa y el Real Castilla, el equipo B entrenado por Raúl, y los dos técnicos madrileños le preferían a menudo antes que a sus rivales por cuestiones de actitud. Sin embargo, con Abate, ex entrenador del AC Milan Primavera, también creció y mejoró desde el punto de vista táctico. Un elemento advertido por Pioli, que en enero lo lanzó entre los grandes sin escatimar elogios: “Es un prospecto, tiene personalidad. De vez en cuando exagera con el balón, pero es bonito ver a un chico tan emprendedor. Los jóvenes deben tener la oportunidad de equivocarse”. Su primer año en Italia se saldó con 24 partidos (5 de ellos en el primer equipo) y 2 asistencias en su haber en la Primavera, pero se vio frenado por una lesión muscular que le mantuvo en boxes desde mediados de marzo hasta mayo.

El parecido saltó inmediatamente a la vista de los aficionados. Sobre el terreno de juego, pero no sólo en él, Jiménez recuerda a Theo Hernández en sus primeros meses en el Milan. Es una cuestión de rol, de carrera y de habilidades técnicas, pero también de aptitudes para ajustarse a nivel táctico y defensivo. Ambos proceden de la Real (han vivido, sin embargo, un camino diferente) y Theo ayudó al español en su aclimatación al primer equipo.

Sobre todo en los partidos jugados junto a Jiménez como central, cuando Hernández había echado una mano a la causa reinventándose con excelentes resultados en el centro de la defensa, debido a las numerosas lesiones en la plantilla. La investidura había venido del francés tras el partido contra el Empoli: “¿Jiménez? Es fuerte, es un pequeño Theo’. ¿Y el futuro? La próxima temporada, el español jugará sus cartas con el nuevo entrenador, Paulo Fonseca. Pero, sobre todo, será uno de los referentes del nuevo Milan Futuro de Daniele Bonera. Su mañana empieza aquí.


Lukaku: sueldo a lo Leao

Romelu Lukaku sí, pero no del todo. En la lista de delanteros que el AC Milan ha puesto en su punto de mira, el belga, fuera de la Eurocopa desde el lunes, ocupa un lugar de absoluto protagonismo porque ya se le cortejaba el verano pasado, porque tiene más de 300 goles en su haber a nivel de clubes (y 21 en la Roma 2023-24) y porque en la Serie A (sobre todo con el Inter de Conte) ha demostrado que puede marcar diferencias. Dicho esto, el Diavolo no tiene intención de ir… a por todas en la gran Roma. Ni a nivel de gasto por el cardenal ni a nivel de salario (máximo 6,5 millones).

Aunque son conscientes de que otros clubes, tanto italianos como extranjeros, han pedido al Chelsea y al entorno del jugador información sobre Lukaku, los dirigentes de la vía Aldo Rossi mantienen la calma y no tienen intención de ir más allá de esos parámetros que, por poner un ejemplo, han provocado la fumata negra sobre Zirkzee, por el que el agente, Kia Joorabchian, ha pedido 15 millones de comisión.

En el caso del delantero centro del Amberes, las cifras que hay que ajustar a los parámetros del Milan son el coste de la ficha (parametrizado a la edad del delantero centro, es decir, 31 años) y el salario. Empecemos por el precio: el Chelsea había fijado con el Roma una cláusula de rescisión de unos 40 millones de euros, cantidad que el club giallorossi no puso sobre la mesa, y por ello el belga, desde el lunes, es miembro del Chelsea, club al que está vinculado por un contrato hasta 2026 con un salario neto de 12 millones de euros.

Es el jugador mejor pagado de la plantilla pese a no entrar en los planes de Maresca. De momento, los Blues pretenden rentabilizar su marcha y ya no quieren venderle cedido sin obligación de recompra porque, en caso de traspaso temporal “en seco” (y sin ampliar el vínculo hasta 2027), le verían regresar a Londres el 1 de julio con sólo un año de contrato por delante. Hasta ahora, sin embargo, los ejecutivos londinenses han tenido que contar con la voluntad de Lukaku de “imponer” su fichaje por el Inter de Milán antes del 30 de junio de 2022 para seguir beneficiándose del decreto de crecimiento, mientras que el pasado agosto dio el visto bueno a su fichaje por la Roma después de que fracasara su intento de fichar por la Juventus y de que dijera no a Arabia Saudí.

Es difícil imaginar que, si llegara una oferta de compra que gustara al Chelsea, Big Rom diría que sí a cualquier formación. El delantero habló hace poco de un traslado a Arabia Saudí, pero ahora que tanto el Nápoles como el Milan están detrás de él, es inevitable que quiera seguir jugando en Europa. Ya sea en la Liga de Campeones (en el Milan) o con un entrenador (Conte) que le ha sacado el máximo partido. Por eso Romelu puede convertirse en un aliado del Diavolo, aunque haya una variable ligada al mercado del Nápoles.

Conte ha pedido a De Laurentiis que sustituya al nigeriano, que quiere abandonar el Nápoles a toda costa, por Lukaku, pero el club azzurro no puede permitirse incorporar a la plantilla al ex-jugador de Inter y Roma sin haber vendido a Osimhen. Porque de lo contrario correría el riesgo de devaluar al máximo goleador del campeonato 2022/23 a ojos de los posibles compradores, que ahora tienen que hacer frente a una cláusula de rescisión de unos 120 millones de euros.

Por eso, en este momento, el Milan tiene una ventaja sobre el Nápoles que supera el atractivo de Conte para el jugador. Pero, ¿cuánto durará? Si Osimhen encuentra un comprador que le guste en la Premier League (donde aspira a jugar) o en otro lugar, los azzurri se convertirían en un rival formidable. Entonces, ¿por qué no acelera ahora el Milan? Por los parámetros que hemos mencionado antes: cuarenta millones (incluso treinta…) por un delantero centro de valía, pero de 31 años se considera demasiado. Sobre todo porque en 2022 lo vendieron cedido por 7,8 millones, mientras que en 2023 salió de Londres, también cedido, por 5,8 millones. En Via Aldo Rossi están convencidos de que, a medida que pasen las semanas, las exigencias de los Blues serán cada vez menores. Quizá incluso hasta el punto de un préstamo con obligación de recompra.

Y aquí llegamos a la charla sobre el salario. El Milan está seguro de que Romelu podría contar con el Decreto Crescita porque lo tenía cuando llegó a Italia y nunca ha perdido el derecho a acogerse a él. Y, aunque el decreto se suprimió para los recién llegados después del 1 de enero de 2024, él era y sigue siendo un “impatriado”.

Sin embargo, el salario que tenía en el Inter en 2022/23 (8 millones netos) y en la Roma en 2023/24 (7,5 millones) se considera demasiado alto para los parámetros rossoneri y no se quiere subir más el tope fijado en 6,5 millones para Leao. Porque el Milan, que ha cerrado el presupuesto en números negros por segundo año consecutivo al lograr la clasificación para la Liga de Campeones, quiere seguir siendo virtuoso y combinar los resultados deportivos con los presupuestarios. De momento no está prevista una ‘lágrima’ por Big Rom. Quizá si el Chelsea acepta una cesión y paga parte del salario….

EL NEWCASTLE QUIERE A THIAW

El Milan no necesita vender. Los rossoneri tienen un balance saneado y al mismo tiempo existe la posibilidad de hacer compras, que serán selectivas y no tantas como la temporada pasada, sin tener que desprenderse necesariamente de ninguna de las piezas preciadas. Está claro, sin embargo, que si llegaran ofertas importantes por alguno de los jugadores rossoneri -y no hablamos necesariamente de los tres de arriba, Maignan, Theo y Leao- el Milan al menos las consideraría.

Malick Thiaw que, como se viene informando desde hace unos días, ha acabado en la lista del Newcastle United, que está a la caza de refuerzos defensivos este verano. De momento, todavía no ha llegado ninguna oferta oficial desde Inglaterra pero, según publica esta mañana el Corriere dello Sport, las Urracas están dispuestas a poner sobre la mesa unos 40 millones de euros. Una cifra importante, aunque la petición de los rossoneri sea ligeramente superior.

BENNACER VÍA LIBRE PARA IRSE A ARABIA SAUDÍ

Fuentes cercanas al jugador juran que Ismael Bennacer acabará jugando algún día en Arabia Saudí, él que es muy devoto de la religión. La idea inicial del centrocampista argelino era abandonar el Milan dentro de dos o tres años, pero las cosas podrían cambiar este mismo verano.

De hecho, según La Gazzetta dello Sport, el interés de los equipos saudíes, y una cláusula de rescisión de 50 millones que se puede ejercer desde ayer, alejarían cada vez más a Bennacer del Milan. En el mercado futbolístico se aplica la regla de “nunca digas nunca”, por lo que no se descarta que los clubes en cuestión convenzan al Diavolo para que deje marchar al argelino por menos dinero.

Así pues, tras la complicada temporada pasada, casi parecería que el Milan está dispuesto a deshacerse de Bennacer para hacer sitio a Youssouf Fofana, centrocampista del Mónaco por el que, al parecer, las conversaciones están bastante avanzadas. Al mismo tiempo, sin embargo, no se puede descartar que el conjunto milanés decida quedarse con ambos. Veremos.


Lukaku-Chalobah-Chukwuemeka

Podría surgir un eje de mercado entre el Milan y el Chelsea que garantice a Paulo Fonseca refuerzos para su equipo y permita al Chelsea mejorar aún más sus cuentas. En los últimos días ha habido contactos entre los rossoneri y los blues por Romelu Lukaku, el delantero centro belga que los rossoneri han identificado como una opción importante para sustituir a Giroud y contar con un delantero de profundidad tras las dificultades surgidas por el pago de las comisiones de Zirkzee, pero las conversaciones también han abarcado los perfiles del centrocampista Carney Chukwuemeka y del defensa Trevoh Chalobah.

Se trata de una primera charla exploratoria, porque los Blues ya han superado la fecha del 30 de junio en la que debían hacer caja vendiendo a algunos jugadores para cumplir las restricciones del fair play financiero (Maatsen al Aston Villa, Hall al Newcastle, Hutchinson al Ipswich Town y Ziyech al Galatasaray se marcharon con un total garantizado de 100 millones), mientras que el Milan está evaluando varios perfiles, sobre todo para el centro del campo, especialmente el de Youssouf Fofana, que actualmente ocupa la primera posición.

A Fonseca le gustaría tener cuanto antes al nuevo delantero, pero incluso él sabe que en el año de la Eurocopa las negociaciones son lentas, sobre todo para los jugadores que optan al trono del Viejo Continente. Desde anoche, Big Rom ya no está, pero aún tiene que tomarse sus vacaciones y reflexionar sobre su futuro. Ayer, saliendo del estadio, en la zona mixta, un periodista le preguntó “¿nos veremos en Milán?” y la respuesta fue una sonrisa. No hace mucho, Romelu se había abierto a la posibilidad de fichar por Arabia Saudí, pero ahora el Milan de Antonio Conte y el Nápoles están sobre él.

De momento, el ex-entrenador del Inter está bloqueado por el asunto Osimhen y el Milan querría darse prisa en anticiparse a él, pero al mismo tiempo no quiere satisfacer las exigencias del Chelsea, que partieron de la misma petición hecha a la Roma para el rescate, es decir, unos 40 millones de euros. Demasiado para un delantero que marcó 21 goles la temporada pasada, pero que ya tiene 31 años.

En Via Aldo Rossi quieren obtener las mismas condiciones arrancadas por la Roma a finales de agosto, es decir, una cesión por unos 6 millones (para luego discutir la compra el próximo verano), o bien comprarlo por una suma muy inferior a la solicitada inicialmente. El Milan sabe que aún puede contar con los beneficios del Decreto Crescita, que ha sido abolido, pero que Lukaku aún tiene en vigor tras regresar al Inter y fichar por el Roma. Sería un ahorro importante para el club, dado que el salario del belga ronda los 7,5 millones netos.

Chalobah, al igual que Lukaku, no entra en los planes de Maresca. El Milan le conoce bien porque le ha seguido en varias ocasiones en las pasadas sesiones de mercado, incluso el pasado enero cuando aún estaba lesionado. Ahora, los azules le ofrecen a varios clubes porque es un producto de su cantera y la cantidad recibida entraría en el balance como plusvalía. Se lo han ofrecido al Newcastle para intentar hacerse con Isak y también han preguntado el United y el West Ham, pero de momento nadie ha movido ficha.

Por los pocos partidos jugados en 2023/24 por el inglés y la tasación inicial de 20 millones. Si Thiaw se va (o incluso si se queda), podría ser el hombre adecuado para acompañar a Tomori. ¿Y Chukwuemeka? Se le considera una gran promesa. El Milan está centrado en Fofana, pero también vigila otras pistas. Porque los refuerzos allí en el medio podrían ser más de uno, sobre todo si habrá cesiones. Chukwuemeka, medio centro nacido en 2003, no ha sido ‘traspasado’ por el Chelsea, que querría venderlo cedido para que pueda jugar o sólo dejarlo marchar por una suma importante, ya que le pagó 18 millones de euros en 2022.

El Milan ha preguntado por las condiciones y ha tomado nota. Con Lukaku, Chalobah y Chukwuemeka Fonseca subiría mucho la altura del equipo ya que son tres gigantes que vendrían muy bien en las jugadas a balón parado. Un factor a tener en cuenta aunque las negociaciones con el Chelsea no hayan hecho más que empezar.


Origi rumbo a Turquía

Divock Origi cerró su breve historia rossonera con sólo dos goles en 36 partidos en total y una sola asistencia esta temporada: un segundo fichaje decisivo puede llegar ahora, con la liga parada y el mercado abierto. Divock acaba de regresar al Milan tras una cesión en el Nottingham Forest, un regreso a la Premier League que no le ayudó a encontrarse a sí mismo: en el Liverpool no había sido titular indiscutible, pero había contribuido a ganar trofeos importantes, incluida la Liga de Campeones. En su reciente experiencia en el Nottingham, Divock recordó bastante al jugador visto en el conjunto rossonero (temporada 22-23): un solo gol en la Fa Cup, seco en la Premier, y un rendimiento decididamente por debajo de las expectativas.

Una nueva asistencia a favor del Milan puede llegar ahora que Origi está de vuelta, pero ya listo para volver a hacer las maletas. Una asistencia con la que servir al club y a su compatriota Lukaku, que podría marcar así el primer gol del mercado: Romelu en los rossoneri. La pelota está en el tejado de Origi, que podrá aprovecharla aceptando una de las ofertas que llegan desde Turquía: con la salida del ex del Liverpool, el Milan se ahorraría el sueldo y haría caja con la venta de la ficha. Una cantidad cercana a los diez millones: Divock tiene un contrato rossonero aún vigente por dos años a razón de cuatro millones netos por temporada. El resto lo haría la ficha que la directiva logre obtener de la negociación. Una suma que, en cualquier caso, se añadirá al presupuesto de mercado, que ya es considerable: el lema de la empresa es “todos los ingresos generados por el equipo se reinvertirán en el equipo”.

En este caso, todo se concentraría en el ataque: la salida de Origi, en realidad nunca muy útil para la fase ofensiva de los rossoneri, podría utilizarse para construir el nuevo departamento. Y siempre bajo el mismo estandarte: del belga Origi al compatriota Lukaku, actualmente comprometido con la Eurocopa. Hay que recordarlo no sólo porque gracias a su temporada en la Roma Big Rom se ha confirmado como delantero centro de la selección (21 goles en 47 partidos de amarillo y rojo), sino también porque los compromisos en Alemania afectan a las negociaciones de los rossoneri.

El club desea ceder al nuevo 9 a Fonseca lo antes posible. La oposición del Chelsea al préstamo, un cierre que inevitablemente alargará los plazos de la operación, y el corte del Nápoles de Conte -ahora bloqueado por la no venta de Osimhen- son los otros grandes obstáculos. La negociación podría alargarse, sobre todo si el Milan insiste en la cesión: para el Chelsea sigue siendo una opción sólo a considerar al final del mercado. Mientras tanto, el precio es de 25-30 millones, una cifra que sigue estando al alcance: comparado con Sesko o Santiago Giménez, Lukaku llegaría a precio de ganga. Sin embargo, la estrategia es diferente: el Milan invertiría en un delantero centro joven para que se desarrolle en el club rossonero. Con Romelu, de 31 años, irían a lo seguro en el mercado de segunda mano.

Las relaciones con el Chelsea son excelentes tras veranos de negocios en el eje Londres-Milán: Giroud en 2021, Pulisic y Loftus-Cheek hace un año. Por él, cedido o no, el Milan aún buscará una nueva rebaja. La otra negociación tendrá que hacerse sobre el salario: en la última temporada en la Roma, Lukaku cobró 7 millones y medio, un sueldo que supera al de Rafa Leao, el mejor pagado de los rossoneri. En la Roma también hay una posible solución alternativa: Tammy Abraham, apreciado por Fonseca, pero que acaba de regresar de una temporada completamente condicionada por una lesión de rodilla.

No podría ser el único injerto ofensivo. Con Zirkzee ya en un segundo plano, el Milan debería reabrir el casting de delanteros centro. El área sólo puede contar hoy con Luka Jovic, retenido gracias a la cláusula que permitía al club ejercer la renovación unilateralmente: se lució en la Eurocopa con el gol a Eslovenia. La única alegría para Serbia, eliminada en la fase de grupos. El caso de Okafor, otro punta de la plantilla milanista, es diferente: el Europeo continúa, pero Noah está estancado con 0 minutos jugados. Más noticias desde Alemania: mañana será el turno de Lukaku contra Bélgica. El Milan estará muy pendiente de…

TUTTOSPORT: SALIDAS DE THIAW Y BENNACER

Para un Milan que quiere comprar y reforzar la plantilla a partir de mañana 1 de julio, cuando el mercado futbolístico abra oficialmente sus puertas, hay un Milan que también se plantea posibles salidas. Pero no hablamos sólo de jugadores prescindibles, como Divock Origi o Fodè Ballo-Tourè, ni de futbolistas que regresan de una cesión pero que no tienen futuro en Fonseca, como Alexis Saelemaekers. En este caso hablamos de perfiles rossoneri medio-altos por los que podrían llegar ofertas en las próximas semanas.

Uno de ellos es, sin duda, Ismael Bennacer. El centrocampista argelino ha tenido una temporada muy complicada, pasada más en la enfermería que sobre el terreno de juego. A principios de año se calculaba que había sufrido una grave lesión de rodilla durante la semifinal de la Liga de Campeones de mayo de 2023. A su regreso, sin embargo, nunca encontró continuidad y se vio obligado a parar en un par de ocasiones más.

El Milan quiere reforzar su centro del campo y si llega una oferta importante por Bennacer, podría valorarla. Según escribe esta mañana Tuttosport, el agente del argelino, Enzo Raiola, fue contactado por un emisario de los clubes de Arabia Saudí que podrían estar interesados en el número 4 rossonero. Cualquiera puede ‘puentear’ pagando la cláusula de 50 millones, pero de momento el club de Via Aldo Rossi está a la espera: sólo si hay una oferta empezarán a razonar.

Otro jugador que podría marcharse ante la oferta adecuada podría ser el central alemán Malick Thiaw. La clase de 2001 ha mostrado esta temporada algunos signos no muy alentadores en comparación con su primer año en el club rossonero: también con problemas desde el punto de vista físico debido a algunas lesiones, siempre ha ofrecido un rendimiento bastante fluctuante.

Tras la pista del ex-jugador del Schalke 04 se encuentra el Newcastle United, que ha incluido al alemán en su lista de posibles centrales a comprar para la próxima temporada. En este caso, como en el de Bennacer, se necesita la oferta adecuada y el Milan, que teóricamente no necesita vender, acabará pidiendo el valor real del jugador, que aún es joven. Según los rumores de los últimos días, se necesitan al menos 30 millones de euros para liberar a Thiaw.


Lukaku-Abraham para olvidar a Zirkzee

Para los competitivos, son dos contra uno. Para los que, más pragmáticos, se ocupan de sus propios asuntos, son dos por el precio de uno. Porque eso es lo que dice la calculadora: Romelu Lukaku y Tammy Abraham, juntos, hacen un Joshua Zirkzee, y el Milan también está pensando en ello. El belga y el inglés circulan actualmente por carreteras paralelas, pero no es seguro que los dos caminos no acaben cruzándose y fluyendo en la misma dirección. La que conduce al centro del ataque rossonero.

Para entender el juego entrelazado, es necesario partir del punto de partida, es decir, Zirkzee. Al menos desde la pasada primavera, el holandés es el gran candidato a hacerse con el legado de Giroud y el Milan estaría dispuesto a pagar por él los 40 millones de cláusula que le liberarían del Bolonia. La cuestión es que la operación ha encallado por los costes “accesorios”, es decir, esos 15 millones en comisiones que pide el agente de Joshua y que elevan el coste de Zirkzee a 55 millones en total.

Lukaku, que regresó al Chelsea tras su temporada cedido en la Roma, también tiene una cláusula de salida similar (43 millones), pero el Milan baraja otras fórmulas para Big Rom: negociar con los Blues sobre la base de 25-30 millones, o esperar a la última parte del mercado para intentar superar la vía del préstamo. Mientras tanto, los ejecutivos de Portello también estudian otros perfiles. Y aquí es donde entra en juego Abraham, un delantero centro que Paulo Fonseca vería con buenos ojos en su equipo milanista.

El inglés, que había dejado paso a Lukaku en el Chelsea al fichar por la Roma en el verano de 2021 y que fue el suplente del belga en los giallorossi la pasada temporada, tiene contrato hasta 2026 y puede abandonar la capital. La Roma, que le había pagado 40 millones, valora su ficha en unos 30 millones, pero el coste residual en el balance es de unos 16 millones: es realista suponer entonces que por una cantidad de entre 20 y 25 millones Abraham podría cambiar de camiseta. Así pues, si el Milan decidiera organizar el doble traspaso de Roma a Milán para Tammy y Romelu, el gasto total no estaría lejos de los 55 millones necesarios para hacerse con Zirkzee.

Lo que rompería el equilibrio en el caso de un doble nueve, si acaso, serían los salarios. Invertir en Zirkzee, con quien hay un acuerdo por un salario de cuatro millones y subiendo, permitiría al Milan contener los gastos y seguir construyendo dentro del perímetro de la política querida por el club. Ir a por Lukaku o Abraham (o ambos), elevaría el gasto: el ex delantero centro del Inter gana 7,5 millones por temporada más primas, mientras que por el inglés rondamos los 5 millones más una prima. En ambos casos, se situaría a la cabeza de la ‘tabla clasificatoria’ de los mejor pagados de la plantilla rossonera, actualmente liderada por Leao, con 6,5 millones.

Además de las cifras, lógicamente, están las valoraciones técnicas. Y en este terreno volvemos al dos contra uno: el Milan, que ha vuelto a ser grande con dos bombarderos de más de 30 años -primero Ibra, luego Giroud- está en una encrucijada. ¿Es mejor apostar por un joven como Zirkzee (23 años) o por dos 9 experimentados como Lukaku, de 31 años, y Abraham, de casi 27 (de vuelta tras una larga lesión de rodilla)? El propio Ibra dictó recientemente sentencia: “El equipo del año que viene será aún más joven, y Fonseca es el entrenador adecuado para trabajar con gente joven”. Para el próximo hombre gol del Diavolo, sin embargo, se permite evidentemente una excepción. Ibra, Fonseca y todo el Milan así lo creen.